ÍndicePortalFAQBuscarRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Elenna, Campeona de Dios

Ir abajo 
AutorMensaje
Invitado
Invitado



MensajeTema: Elenna, Campeona de Dios   Miér Oct 07, 2009 3:33 am

Nombre: Elenna
Clase: Paladín.
Cuenta Jugador: Justicia Divina


Descripción:


Elenna, es una mujer humana de alta figura y complexión grande. Sus largas extremidades y cuerpo bien formado y torneado, le confieren un aspecto cuanto menos llamativo.

De rostro hermoso y sereno, su melena larga y dorado, ondulada, cae en cascada de forma desordenada sobre el óvalo perfecto de su rostro. Y su tez pálida, de tono nacarado, le dan una extreña belleza etérea, que en conjunción con su alta estatura,de un metro ochenta, hace que su mera presencia sea como mínimo observada, ya sea por curiosidad o por admiración.


De carácter reservado y cerrado, suele usar por norma cuidadosamente las palabras.
Aunque tiene su propio código moral, que la obliga a actuar en muchas situaciones de forma disonante a las leyes establecidas, acata siempre las normas de un superior, pues ha sido criada bajo una estricta enseñanza de jerarquía militarizada.


Comienzo:

Hija del jefe de las caballerizas, un cruzado, ya retirado y huerfana de madre. Elenna pasó toda su infancia entre caballos, ayudando a su padre en el manejo de las instalación en el bastión.

Sin embargo, un día, el padre descubre a Elenna, cuando aun era una niña, hablando sola, mientras estaba tumbada en el pajar, rodeada como siempre de los amados caballos. Y aunque a priori pensó que hablaba con los animales, a medida que iba escuchando con mayor nitidez se dio cuenta que estaba en un error.
Había alguién con ella, pero sus ojos,sus ojos no habían recibido el don para ver a su interlocutor.
Aun así, logró escuchar a su hija preguntar:

-¿Campeona de Dios?- Y su risa infantil inundó las caballerizas.

Aquella escena se repitió muchas veces a lo largo de la madurez de la joven. Y Aunque ella siempre negó a su progenitor aquellas conversaciones. Era más que evidente que se había forjado en ella un nuevo espiritu, más fuerte, más combativo, para responder a la llamada de su Señor, El Hacedor.
Volver arriba Ir abajo
Invitado
Invitado



MensajeTema: Re: Elenna, Campeona de Dios   Miér Oct 07, 2009 5:01 am

// *Anotando el regalo del caramelo por tu historia* cheers cheers cheers cheers

y welcome
Volver arriba Ir abajo
Barakiel

avatar

Cantidad de envíos : 163
Fecha de inscripción : 07/10/2009
Edad : 36
Localización : En algun lugar de Eternia

Personaje Principal
Nombre: Aesha
Concepto: Vampiresa
Fama: Desconocido

MensajeTema: Re: Elenna, Campeona de Dios   Miér Oct 07, 2009 10:37 pm

Leída Smile Te digo lo mismo que Ryo, me gustan las historias mas larguillas. Aunque me gusta como exponéis, la descripción del pj es importante también.
Volver arriba Ir abajo
Invitado
Invitado



MensajeTema: Re: Elenna, Campeona de Dios   Jue Oct 08, 2009 4:28 am

Lamento que no esté al gusto, pero solo era una introducción de quién es el personaje y un poco las carácterísticas generales. Ayer fue mi primer día en el juego.

A medida que vaya teniendo vivencias, la historia se irá alargando.
Volver arriba Ir abajo
Barakiel

avatar

Cantidad de envíos : 163
Fecha de inscripción : 07/10/2009
Edad : 36
Localización : En algun lugar de Eternia

Personaje Principal
Nombre: Aesha
Concepto: Vampiresa
Fama: Desconocido

MensajeTema: Re: Elenna, Campeona de Dios   Jue Oct 08, 2009 11:57 am

Gustarme si que me gustó Razz Solo que a mi gusto la historia del personaje debería ser un pelin mas larga, pero eso ya es cosa del que la escribe.
Volver arriba Ir abajo
Invitado
Invitado



MensajeTema: Re: Elenna, Campeona de Dios   Lun Oct 12, 2009 10:57 pm

Diario de Elenna

Día 15, Mes 2



Extraños rumores llegaron al Bastión sobre formaciones nubosas en Serena. Decían que el tiempo se había vuelto inestable, y que aquellos acontecimientos no eran normales en esa ciudad.

No tenía nada mejor que hacer. Últimamente el bastión de Erina se mantiene en una inactividad aparente. Como tenemos órdenes de que investiguemos los sucesos paranormales que sucedan cerca, me pertreché bien, y me ajuste la capucha.

Al llegar al puerto de Serena me di inmediatamente cuenta que estaba nevando y arreciaba un frío sobrecogedor, cuando esa ciudad siempre había gozado de una temperatura cálida. Las nubes se arremolinaban amenazantes y caminé con paso ligero hasta el centro de la ciudad.

No había nadie en las calles, los ciudadanos habían corrido hacia sus casas en busca de calor y refugio. Caminé unos metros más en busca de un poco de información, y finalmente encontré en la plaza central a alguien.

Tras intercambiar algunas palabras amables con él, lo presentí y además, lo vi. De su espalda salían dos grandes alas de dragón negras como el carbón. Todo mi ser comenzó a captar los matices de ese ser, definiéndolo como un ser maligno, engendro del mal.

Fruncí el ceño, pero no podía hacer nada. Estaba en otra ciudad, que se regía por sus propias leyes, y además....En ese momento estalló una tormenta ensordecedora que hizo caer del firmamento ennegrecido trozos de cielo, que me obligó a correr siguiéndole, juntos a otras dos ciudadanas más que se habían unido a la carrera por salvar sus vidas.

Llegamos hasta el cementerio, donde nos replegamos, las dos mujeres, el semidragón negro, con el que ya ajustaré cuentas, y un arquero.

Lo sentí en los huesos, el mal estaba allí, y era potente y poderoso, pues lo podía sentir con tanta claridad como si fuera palpable. En comparación con el mal que desprendía el semidragón negro, su aura palidecía con aquello que estaba allí, y que no veía.

No se hizo esperar, y pronto lo oímos vociferar, y reclamarme. Para el mal parece que llevarse a un Arcángel Divino debe ser algún tipo de trofeo, me hace un poco de gracia. Conmigo no hubiera ganado nada en especial, tan solo soy una novata, que apenas ha comenzado a andar su camino.

Pero allí estaba yo, con mi bastarda bien asida por la empuñadura, dispuesta a defenderme y morir si era el caso como soldado de mi Dios.

Pronto aparecieron criaturas grotescas, puramente malignas, que nos rodearon y atacaron al unísono. Todos nos defendimos como pudimos, todos luchamos por nuestras vidas.

No recuerdo muy bien lo que pasó, de pronto me encontré sumida en un profundo sueño, del que pronto fui arrancada. Al abrir lentamente los ojos me encontré con los ojos de aquel semidragón y lo vi claro, por desgracia, aquella abominación, aberración del mal, y por alguna razón engañosa y ladina que desconozco, me había curado.

Rezongué, y rogué porque no volviera a ocurrir, si debía morir que así fuera, pero no deseaba tener que agradecer y estar en deuda con semejante criatura.


La cabeza visible de aquel macabro juego apareció, imponente figura de puro mal. Y le plante cara, aunque era inútil luchar contra el. Tras tiras y aflojas llegamos a un trato. Debía dejar marchar a los demás y yo me entregaría.
Pero la oportunidad llegó en forma de flecha, que hizo que el arma de aquella bestia saliera por el aire y entonces aproveche para asestar golpes.
Aquella hazaña fue infructuosa, yo ante aquel ser no era ni un rival, pues había quedado claro desde antes que mi nivel era muy inferior.

Aquel ser se mofó de mi, y me anunció que sería bienvenida en sus filas. Sabía porque me estaba diciendo eso, y así me lo confirmó, cuando se giró y me dio la espalda, instigándome a que lo golpeara por la espalda.
Mi código no me lo permite, el lo sabía y se burló.

Era la primera vez que me encontraba en una situación así, solo me quedo rezar, pedir, orar, y esperar que la suerte jugara en mi favor.

Una espada voló en dirección al ser maligno, que con fuerza había sido lanzada por el semidragón negro. No se en que momento fue, pero el arquero había desaparecido.
El semidragón se encaró con aquel ser, pero a pesar que he de reconocer que el "negro" era realmente poderoso, no pudo hacer nada contra aquel engendro, nosotros no estábamos a la altura.

Supe en ese instante que mi fin había llegado, aunque la perspectiva de una vida de servidumbre a lo que más odio, por lo que lucho, por lo que decidí caminar esta senda, era mucho menos alentadora que el mero hecho de morir.

Moriría si era mi hora, y me di por vencida esperando mi final. pero algunas veces los designios del Hacedor son inescrutables, y de pronto llegó el arquero acompañado de un Sacerdote. Finalmente, todos corrimos para ponernos a salvo mientras el clérigo se encargaba de aquel ser abominable desterrándolo al agujero infernal del que había salido. Hurra por él.

Fue un auténtico fastidio tener que acercarme al semidragón negro y darle las gracias. Desde luego estaba en deuda con él. Maldita sea.
Hice lo que tenía que hacer, ofrecerle mi sincero agradecimiento y añadir una coletilla que salvaguardara mi dignidad. Simplemente le recordé que no me gustaba y que en otra ocasión las cosas serían distintas.

Luego me acerqué al arquero, y con una sonrisa amable le agradecí que me salvara la vida. Después de todo, el había traído al cura, y a todas luces, pude sentir la bondad del aura que lo rodeaba. Con él al menos me sentía a gusto. Había estado rodeada de tanta oscuridad que un poco de luz fue como bálsamo.

Cuando llevamos al sacerdote mal herido al templo pude descubrir que aquel hombre había sido del Bastión de Erina, pero por alguna razón que desconozco y que no he querido inmiscuirme, abandonó nuestro hogar.

Me he quedado un poco pensativa con la frase que me dijo antes de irse. Aunque no sé a que se referiría. Dijo algo así como que usara más mi cabeza y no fuera un simple cordero.

Cuando regresé al Bastión informé a nuestros superiores y le conté a Ryo todo lo que había pasado. Hemos estado hablando de aquella frase que me dijo, y gracias a Ryo comprendo ahora lo que me dijo, aunque no puedo entenderlo, puesto que en mi corazón cada latido y sentimiento guía mis pasos. Nuestro código de conducta lo dicta nuestro sentido común y nuestra consciencia. Es algo tan natural como el respirar.

Supongo, que en algún momento de su camino algo se torció, venció su voluntad y decidió abandonar.

Ryo me ha recordado un asunto que tenemos entre manos y que está pendiente de resolución. Y aun tenemos que redactar el informe para el Sumo Pontífice. Es un tema que seguramente le interesará. Yo no entiendo mucho de posesiones demoníacas, pero creo que para Ryo y para mi será un gran entrenamiento.

Volver arriba Ir abajo
Invitado
Invitado



MensajeTema: Re: Elenna, Campeona de Dios   Lun Oct 12, 2009 11:44 pm

cheers cheers cheers Felicitaciones Justicia, muy bien relatada. cheers cheers cheers
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Elenna, Campeona de Dios   

Volver arriba Ir abajo
 
Elenna, Campeona de Dios
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Emrakul de los eones desgarrados
» Cambio venta busca
» MARTES 21 DE JUNIO DE 2011 POR FAVOR DEJEN SUS MJES. DIARIOS AQUÍ. GRACIAS!!
» LUNES 6 DE JUNIO DE 2011 POR FAVOR DEJEN SUS MJES. DIARIOS AQUÍ. GRACIAS!!
» PELICULA: Libertarias [DVDRip]

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
 :: Alas de Batalla - Sección de Rol :: Historias y Evolución de los Personajes :: Historias Antiguas-
Cambiar a: